COMO DISFRUTAR DEL CAFÉ PERFECTO

COLABORACIONES

Con un sabor y un aroma inconfundibles, el CAFÉ es un ingrediente imprescindible para los españoles a la hora del desayuno o como colofón a cualquier comida o cena. Y qué mejor que un café a media mañana para recargar pilas.  Los españoles adoramos esta bebida, tanto dentro como fuera de casa, pero, a la hora de comprar café, ¿conoces los diferentes tipos y variedades que existen? El mercado actual ofrece infinidad de opciones, cada una con sus propias características. 


Mi café - Como disfrutar del café perfecto - TuvesyyoHago

Sigue leyendo y descubre todo lo que necesitas saber para disfrutar de una taza de café perfecta, siempre que lo desees.

El secreto del sabor de un buen café está en la variedad de café que utilices. En el mundo del café existen básicamente dos grandes grupos de semillas: arábiga y robusta. 

El CAFE MEZCLA se obtiene combinando ambas variedades de café, usando semillas y proporciones diferentes. El sabor, el aroma y el contenido en cafeína son algunos de los factores que los diferencian y deben ser tenidos en cuenta a la hora de comprar café.

Las principales variedades de café del mundo son:
·         Arábigo o Arábica
Esta variedad, originaria de Etiopía, representa alrededor del 80% de la producción mundial. Las variedades de café arábigo destacan por su bajo contenido en cafeína, que puede oscilar entre el 1 y el 15%. Su sabor es suave y complejo, repleto de matices, con notas silvestres y de frutos secos.


Dentro de esta categoría, encontramos muchos tipos de semillas diferentes. Entre las más populares destacan el café Moka, originario de Yemen, con un sabor que nos recuerda al chocolate; o la variedad Java, procedente de Indonesia e importada a Europa por los holandeses en el siglo XVII. Si tienes un paladar sibarita, te encantarán variedades gourmet como el grano de tipo Kenya AA, con sus notas afrutadas, el Tarrazú de Costa Rica, el Blue Mountain de Jamaica o el Harrar de Etiopía, una semilla declarada patrimonio cultural de la humanidad por la UNESCO.

·         Robusta
Originaria de la República Democrática del Congo, esta semilla resulta mucho más resistente que la arábiga. Aunque suele cultivarse en zonas altas, puede adaptarse a una mayor variedad de terrenos. Como consecuencia, su cultivo resulta más sencillo que el de la variedad arábiga y su precio de mercado también es menor, por lo que es una de las variedades de café más utilizadas para la fabricación de café soluble o mezclas. 
El sabor de la variedad robusta es más amargo que la arábica, con toques de madera y frutos secos y una textura áspera y cremosa. Si bien los expertos consideran que su sabor y aroma es inferior al arábiga, estas cualidades lo convierten en una variedad perfecta para preparar café expresso. Por otro lado, su contenido en cafeína es entre dos y tres veces mayor.

·         Mezclas
Estas variedades de café combinan café arábigo y robusta para conseguir un café con lo mejor de ambas semillas. La proporción entre ambas variedades y el tipo de semillas utilizadas definirá el sabor y el aroma del café resultante, por lo que las compañías cafeteras guardan celosamente las recetas para elaborarlos. En el mercado encontrarás muchas opciones de café mezcla, así que no dudes en probar hasta encontrar un café con la intensidad y el sabor perfectos para ti.



Además de sus diferentes variedades, si tenemos en cuenta su FORMATO Y FORMA DE PREPARACIÓN podemos distinguir tres grandes tipos de cafés:
·         Café en grano
Este tipo se prepara simplemente tostando los granos, lo que permite mantener intactas todas sus propiedades de aroma, sabor y contenido en cafeína. El café en grano, como el que puedes encontrar en Condisline, es ideal si te gusta disfrutar de un café de categoría gourmet. Muchos establecimientos hosteleros se decantan por este tipo de café por su calidad, aunque también precisan de cafeteras profesionales, capaces de moler el café en grano en el momento. Si hablamos de su consumo en el hogar, su preparación resulta más compleja que el del café molido o soluble. Con el café en grano, necesitaremos moler nosotros mismos el café con un molinillo manual, o contar con una cafetera con molinillo integrado.

Imagen de S. Hermann & F. Richter en Pixabay 
·         Café molido
El café molido es el tipo de café más consumido en los hogares españoles. Su principal ventaja es que es muy sencillo de preparar y es apto para casi todos los modelos de cafeteras, con la excepción de las máquinas de café en cápsulas. Además, su precio también resulta más asequible que el del café en grano. Para preparar este tipo de café se somete a los granos a un proceso de molido, que hace que pierdan parte de sus características y antioxidantes y su aroma. Este método de preparación también permite extraer la cafeína, elaborando variedades de café descafeinado.
El café en cápsulas, con un consumo creciente en los últimos años, es una de las innovaciones más destacadas dentro del mercado cafetero. Este café es una variante del café molido, encapsulado en dosis individuales, para mayor comodidad y rapidez de preparación. Dentro de esta categoría encontramos una amplia gama de variedades de café, con distintas intensidades y aromas, incluyendo recetas clásicas como el 'cappuccino' o el 'latte machiatto'.

Imagen de freestocks-photos en Pixabay 
·         Café soluble
El café soluble, del supermercado online Condisline, es una opción muy consumida, principalmente por su comodidad. Con este tipo de café, solo necesitamos añadir agua o leche caliente para disfrutar de una taza perfecta en unos segundos, sin necesidad de cafetera. Para producir café soluble, los granos de café se muelen y se someten a un proceso de liofilización, para eliminar el agua. Aunque este proceso facilita mucho su preparación, creando un café soluble instantáneo, también hace que pierda parte de sus propiedades organolépticas y su contenido en cafeína. 
Desde el punto de vista del sabor, si bien el café soluble ha sido tradicionalmente menos apreciado que el café molido o en grano, la industria cafetera ha invertido grandes esfuerzos en los últimos años para mejorar en este aspecto. Si te gusta esta opción por su comodidad y quieres comprar café soluble con un sabor auténtico, te encantarán las especialidades como Café Soluble Marcilla Creme Express Natural, pensadas para los aficionados al café expreso.

Soy muy cafetera, me encanta, y no soy persona si no me tomo un café a primera hora de la mañana. También me gusta disfrutar de un café calentito mientras trabajo en mi ordenador o leo un buen libro tirada en el sofá bien acurrucadita en mi manta. Y a tí ¿te gusta el café? 

Espero que te sirvan de ayuda todos estos consejos para que puedas disfrutar de tu café perfecto.  

Blanca

6 comentarios