lunes, 8 de septiembre de 2014

BIZCOCHO DE ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA Y ALMENDRAS

Casi me pilla el toro. Mira que lo propuso con tiempo y que me apunté casi el mismo día, pero me he embobado y al final entre unas cosas y otras, casi me quedo sin tiempo para escribir la receta que nos propuso JAVI RECETAS a los miembros de su peña: EL MEJOR BIZCOCHO DEL MUNDO. El día 14 de septiembre termina el plazo y a la fecha que estamos todavía no la había incluido en el blog.

Tengo algunas recetas de bizcochos en el blog, pero ésta la probé hace poco y en casa gustó mucho. Así que me he decidido participar con ella en el reto. No se lo que le parecerá a Javi. Seguro que participarán otras mucho más sofisticada, pero ésta es muy sencilla de preparar.



¿Que hay más andaluz que el AOVE? El ACEITE DE OLIVA VIRGEN EXTRA, es el mejor de los aceites. Es el zumo de la aceituna y tiene unas características organolépticas impresionantes. Es beneficioso no solo por su carácter alimentario sino también porque tiene numerosas propiedades saludables: reduce el colesterol malo y aumenta el bueno; ayuda a prevenir la arteriosclerosis y la hipertensión arterial; protege el estómago de úlceras gástricas al reducir la acidez; previene el estreñimiento, etc, etc, etc. Y en la cocina puede utilizarse en crudo o en fritura.

Voy a dejarme de rollos y aquí va la receta.



BIZCOCHO DE AOVE Y ALMENDRAS
INGREDIENTES:
- 1 huevo
- 80 grs de azúcar
- 100 ml de AOVE (Aceite de Oliva Virgen Extra)
- 270 grs de harina con levadura (yo he usado la harina para bizcochos de Mercadona).
- 113 ml de leche
- 1 cucharadita de ajonjoli
- 1 cuchadadita de matalauva
- la piel de un limón (solo la parte amarilla)
- almendras laminadas
- azúcar para espolvorear.



PREPARACIÓN:
1. Precalentar el horno a 180 grados.
2. Calentar el AOVE en una sarten y freir la piel del limón (una vez frita, la piel se tira).
3. Retirar el aceite del fuego, quitar la piel del limón y echar la matalauva. Dejar enfriar.
4. Aparte, en un cuenco batir el huevo, agregándole poco a poco el azúcar, el AOVE ya frío con la matalauva, la leche y la harina.
5. Verter la masa en un molde amplio previamente engrasado para que el bizcocho quede planito (yo utilicé uno rectangular grandecito y quedó con una altura de unos 2 o 3 cm). Se le ponen las almendras laminadas por encima, y se espolvorea con ajonjolí y el azúcar.
6. Hornear unos 15 o 20 minutos. Estará listo cuando la superficie haya cogido un color doradito. Y siempre queda el recurso de pincharlo con una aguja. Ya sabeis si sale seca está listo.



No es muy complicado de preparar y la matalauva y el ajonjolí unidos a las almendras le dan un sabor impresionante. 

Ni que decir tiene que es el MEJOR BIZCOCHO DEL MUNDO, al menos en mi casa ...