martes, 2 de diciembre de 2014

MANTECADOS CASEROS

Continuamos con las recetas navideñas.

Para preparar ésta he tomado como inspiración un libro de recetas de mi bisabuela que recientemente me ha regalado mi Tía Esperanza.  Está escrito en una libreta cuyas páginas ya amarillean por el transcurso del tiempo. Tiene todo tipo de recetas, dulces y saladas y lo primero que he tenido que hacer ha sido descifrar la letra y luego adaptar las cantidades, porque no existen los gramos, están en libras, celemines, onzas de harina .... 

Así que antes de preparar estos MANTECADOS CASEROS he estado muy entretenida.



La verdad es que no se porque no los he hecho antes. Son muy sencillos de hacer, y están buenísimos. No tienen nada que envidiar a los de Antequera, Rute o Estepa.

El año pasado nos ahorramos en casa el Roscón de Reyes. Este año, nos ahorraremos los mantecados y por supuesto, de nuevo, el Roscón.

Esta receta es para preparar MANTECADOS DE LIMÓN, pero sirve de base para hacerlos de cualquier sabor: chocolate, canela, coco, vainilla ... solo teneis que sustituir el ingrediente que le da sabor a los mantecados.


INGREDIENTES: (Para una docena)
- 125 grs de harina
- 87 grs de manteca de cerdo o 63 grs de AOVE 
- 75 grs de azúcar 
- la ralladura de la piel de un limón
- 1 yema de huevo
- semillas de sesamo o ajonjoli

Si sois vegetarianos, como mi marido, o teneis el colesterol alto no utilicéis manteca de cerdo, sustituirla por aceite de oliva virgen extra como he hecho yo.

 PREPARACIÓN:
Antes de preparar los mantecados tenemos que secar o tostar la harina. Para ello hay que precalentar el horno a 150 grados. Colocar la harina extendida sobre papel sulfurizado en la bandeja del horno y hornearla durante unos 45 minutos. Durante ese tiempo debeis remover la harina dos o veces. La harina no va a cambiar de color, pero vereis que queda como más suelta. 

Cuando transcurra ese tiempo hay que dejar enfriar la harina antes de utilizarla.

Yo he tenido la precaución de tostar más harina de la que iba a utilizar en esta receta .La que me sobra la tengo reservada para hacer más adelante mantecados de otros sabores.

1. Mezclar muy bien la manteca de cerdo/AOVE con el azúcar hasta que quede bien cremosa.
2. Añadir la ralladura de limón y continuar batiendo.
3. Incorporar la harina y amasar bien.
4. Por último mezclar la yema de huevo. Seguir amasando hasta que la masa deje de pegarse en las manos.

Ahora lo que toca es darle forma a los mantecados. 

En todas las recetas que he ido consultando en este momento estiran la masa y le dan forma a los mantecados con un cortapastas o con un vaso y los colocan en la bandeja de horno sobre papel sulfurizado.

La primera vez que los preparé los hice así, pero no se quedaban redonditos y luego al hornearlos se deformaron y se extendieron por la bandeja.

La segunda vez opté por hacer un rulo con la masa, la envolví en film transparente y la dejé enfriar en el frigorífico unos 30 minutos. Pasado ese tiempo le quité el papel film y con un cuchillo corté los mantecados.

Para hornearlos he utilizado la bandeja de hornear cupcakes y los he colocado en cápsulas y así se mantiene la forma redondeada, no se desparraman por el horno.

5. Espolvorear con las semillas de sesamo o ajonjoli y hornear 15 minutos a 180 grados.


En casa ya estamos listos para celebrar la Navidad ¿y vosotros?

Si os ha gustado dejadme un comentario, me encanta recibirlos.